loader-image
Toluca, MX
4:44 pm,
temperature icon
nubes dispersas
Hora Estándar Central

Estos son los dirigentes del PRI Edomex que abandonaron su militancia partidista

Francisco Ledesma

 

Toluca, Edomex, 28 de mayo de 2024.- Ser presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) representa la más alta responsabilidad partidista y electoral, y en teoría debería ser muestra inequívoca de las convicciones ideológicas para quien ha militado en este instituto político. Sin embargo, desde la escisión priísta de 1988, cuando surgió el Frente Democrático Nacional encabezado por Cuauhtémoc Cárdenas, las doctrinas cada vez fueron menos sólidas y las rupturas más pronunciadas e irremediables.

 

En el Estado de México, el mayor clivaje sobrevino en 1999, cuando el atlacomulquense, Arturo Montiel se impuso como candidato del PRI a la gubernatura de la entidad, a partir de una consulta a la base que acomodó a su conveniencia, tras haber dirigido al priísmo local y tener el control de las estructuras del partido.

 

Lo cierto es que la definición de Montiel Rojas, representó rebelarse contra su propio jefe político Humberto Lira Mora; y en medio de la crisis interna, se registró la primera renuncia de un exdirigente priísta: Mauricio Valdés Rodríguez, quien encabezó a las filas tricolores a principios de la década de los noventa. Molesto por las decisiones de la cúpula tricolor emigró al PRD, en donde sedujo la idea de convertirse en candidato a gobernador, cuya postulación finalmente recayó en otro texcocano, Higinio Martínez.

 

Valdés Rodríguez fue el primer dirigente priísta expulsado de sus filas, por haberse decantado por el avance de la izquierda en el Estado de México.

 

Hacia el 2005, cuando se desarrollaba el proceso interno priísta para la selección de su candidato a la gubernatura, la decisión estaba tomada a favor de Enrique Peña Nieto; sin embargo, el exdirigente priísta Isidro Pastor Medrano desafiaba a su propio jefe político, el gobernador en turno, Arturo Montiel.

 

Ante la falta de disciplina que marcaban las reglas no escritas del partido, por instrucción del mandatario estatal, a Isidro Pastor se le inició un proceso de expulsión porque presentaba una oferta electoral irrealizable. Pastor se marchó, y aunque amagó con apoyar al candidato opositor Rubén Mendoza, terminó por excluirse políticamente para los comicios de 2005.

 

En el sexenio de Eruviel Ávila, fue rescatado e incorporado al gabinete estatal. En el 2017, pretendió presentarse como candidato independiente, pero las firmas acreditadas por Pastor, tenían diversas inconsistencias y terminaron por negarle el registro a la contienda electoral. Más tarde, pretendió hacer un partido político junto a otro expriísta, César Augusto Santiago. Tampoco lo consiguió.

 

En el 2021, dirigió al Partido Encuentro Social (PES), en cuya elección no alcanzó la votación suficiente y perdió el registro ante los órganos electorales.

 

En los casos más recientes aparece Eruviel Ávila Villegas. El alumno más avezado del grupo político Río de Luz de Alfredo Torres, se convirtió en alcalde de Ecatepec en las elecciones intermedias de 2003, en el sexenio del propio Montiel Rojas, quien impulsó su carrera política por los siguientes 15 años.

 

Tras las elecciones locales de 2006, Eruviel Ávila fue dirigente del PRI del Estado de México durante algunos meses; posición que utilizó como trampolín para ser designado coordinador de la bancada priísta en la Legislatura Estatal, y ser ungido presidente de la Junta de Coordinación Política.

 

Con esa condición, repitió como alcalde de Ecatepec en 2009; y amagó con ser candidato de la alianza opositora PAN-PRD por la gubernatura mexiquense en las elecciones de 2011. Fue postulado por el PRI y fue electo gobernador del estado para el periodo 2011-2017. Un año más tarde, fue inscrito en la lista de senadores plurinominales; pero en medio de la efervescencia electoral, renunció a su partido a finales del año pasado.

 

La amenaza del 2011 se hizo realidad, y ahora se encuentra afiliado al Partido Verde Ecologista, desde donde apoya la candidatura presidencial de Claudia Sheinbaum. Actualmente, es candidato a diputado federal plurinominal por el PVEM.

 

En la víspera de las elecciones, Fernando Alberto García Cuevas, dirigente priísta al principio de los años 2000, también anunció un cambio de timón. Fue alcalde de Cuautitlán Izcalli entre 1994 y 1997. En el sexenio montielista, fue diputado federal entre 2003 y 2006. Su carrera política estuvo ligada a la Confederación de Trabajadores y Campesinos (CTC). Todavía en el sexenio eruvielista fungió como secretario de Desarrollo Metropolitano.

 

En el 2018, era el candidato suplente de César Camacho al Senado de la República. Para este año electoral, García Cuevas es candidato a senador por Movimiento Ciudadano en el Estado de México; aunque también fue inscrito en la lista nacional de senadores plurinominales del partido naranja.

 

Y el caso más reciente obedece a Alejandra del Moral. Una priísta que emergió del ostracismo en el 2007, cuando impulsada por el dirigente tricolor, Ricardo Aguilar Castillo, se convirtió en la lideresa de las Mujeres Jóvenes del PRI.

 

Desde esa militancia tricolor, ascendió escalones de manera vertiginosa: fue electa alcaldesa de Cuautitlán Izcalli en 2009; y diputada federal en el 2012. Bajo el arropo de Luis Videgaray -secretario de Hacienda del sexenio peñista- fue nombrada titular del Banco de Servicios Financieros (Bansefi) -hoy conocido como Banco del Bienestar-. En el sexenio eruvielista fue designada secretaria del Trabajo estatal.

 

Y en el 2017, cuando Alfredo Del Mazo fue ungido candidato a la gubernatura mexiquense, Videgaray impuso a Del Moral como presidenta del PRI estatal. En el 2018, contendió por un espacio en el Senado de la República, y perdió.

 

Su recompensa fue reinstalarla como presidenta del PRI mexiquense en el 2019, desde donde operó las elecciones intermedias en el 2021. Para los comicios de 2023, fue postulada a la gubernatura estatal, arropada por el exgobernador, César Camacho y por el mandatario en turno, Alfredo Del Mazo.

 

Ayer lunes 27 de mayo, Alejandra del Moral, presentó su renuncia al PRI; y en redes sociales, la candidata presidencial morenista, Claudia Sheinbaum, anunció la adhesión de la expriísta a su proyecto político por la Presidencia de la República.

 

Tags

Compartir

Síguenos en

Comentarios

comentarios